domingo, 31 de julio de 2016

sábado, 30 de julio de 2016

jueves, 28 de julio de 2016

El exceso de cálculo, ¿no acaba por reducir el amor a una ecuación?, ¿no es privar al paisaje de su hermoso misterio?

miércoles, 27 de julio de 2016

No es sencillo combatir el patrón de lo que se supone ha de ser el comportamiento masculino: dotes de mando, personalidad “fuerte”, firmeza en el dolor, apariencia de seguridad, gesto hosco, mirada de hierro, ambición desmedida, disimulo de la ternura, preocupaciones trascendentales. Zarandajas. ¿Por qué no puede un hombre ser dubitativo, despreciar el poder, buscar abrigo en las cosas pequeñas, encontrar la señal más clara de la felicidad en una caricia, en el silencio o en un momento de serenidad, cuando la tarde se va desmoronando sin defensas? ¿Por qué no puede, sencillamente y sin saber por qué, tener ganas de llorar?

lunes, 25 de julio de 2016

Quizá la confusión tiene su origen en la sospecha de que no hay dos emociones equiparables.

sábado, 23 de julio de 2016

En el corazón de quienes han de enfrentarse a diario a la desgracia hay una predisposición a la alegría de la que nada saben los que lo han tenido todo.

viernes, 22 de julio de 2016

jueves, 21 de julio de 2016

miércoles, 20 de julio de 2016

lunes, 18 de julio de 2016

domingo, 17 de julio de 2016

Contemplar el vértigo de la mano que escribe como si hubiera perdido el rumbo: un pájaro que se mantiene en vuelo sin llegar a a posarse en la rama que anhela.

sábado, 16 de julio de 2016

viernes, 15 de julio de 2016

Nada como leer a los clásicos para reconocer las atrocidades de última hora que nos distinguen como especie.

jueves, 14 de julio de 2016

miércoles, 13 de julio de 2016

La indecisión no siempre es un mal camino. Se tropieza uno de vez en cuando con una verdad inesperada, aparta otro en el último momento el dedo del gatillo.

martes, 12 de julio de 2016

Me busco en al abrazo de las olas: la que rebota en el acantilado con la que llega cargada de energía.

lunes, 11 de julio de 2016

Escucho una vez más el oscuro canto de los esclavos en la siesta del sábado, como si el mundo se hubiera detenido.

domingo, 10 de julio de 2016

sábado, 9 de julio de 2016

viernes, 8 de julio de 2016

Fue la conciencia de la plenitud lo que desató el pánico, y lloraste como un niño. La diferencia, aquella vez, la pusieron las lágrimas. La lucidez de las lágrimas.

jueves, 7 de julio de 2016

Sólo quien no calcula puede experimentar la eternidad, que sucede entre nosotros. Se fragua en la mirada.

miércoles, 6 de julio de 2016


Cuando el miedo se apodera de la casa hay que abrir las ventanas. Para airear el alma. 

martes, 5 de julio de 2016

Desandar el camino para reescribir la historia. Cambiarte por el muchacho al que abandonaste, acaso sin saberlo, en aquel verano barrido por los vientos de la confusión. Intentar reconocer al hombre que habría llegado a ser y juzgarlo, si fuera posible, con benevolencia.

lunes, 4 de julio de 2016

Quien se ha atrevido a mantener los ojos abiertos ante el resplandor de la belleza está condenado al estremecimiento. Será derrotado una y mil veces, pero no se rendirá.

sábado, 2 de julio de 2016

La duda, frente a la más profunda de las convicciones, goza de una ventaja: no llega a decepcionar.

viernes, 1 de julio de 2016

Me represento el destino como una madeja perseguida por un gato entre las patas del tiempo. El animal, en sus alocadas correrías, enreda el hilo hasta hacer imprevisible cada paso de nuestras vidas. Construye esa maraña como un juego, sin premeditación.