martes, 23 de mayo de 2017

Dejó de competir porque no tenía interés en derrotar a nadie. Ahora, a ratos, por inercia, se deja atrás a sí mismo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario