viernes, 23 de diciembre de 2016

La hosquedad no siempre es un síntoma de amargura. Puede ser rebeldía. Deseo de hacer estallar la norma.

No hay comentarios:

Publicar un comentario