domingo, 9 de octubre de 2016

A fuerza de caer, el alma aprende a no rendirse.

No hay comentarios:

Publicar un comentario