lunes, 12 de octubre de 2015

Nada más admirable que la voluntad de luchar con la conciencia de que nunca hallaremos recompensa más alta que el hecho simple de estar vivos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario